Descubre los cepillos iónicos

Los cepillos iónicos son cepillos eléctricos. Su función es reducir el encrespamiento del cabello, dar un intenso brillo, aportar suavidad y evitar la electricidad estática. Funcionan con una tecnología de inyección de iones, es decir, el cepillo desprende iones negativos al exterior.

 Desde hace un tiempo, cada vez se oye hablar más de este novedoso producto. Son muchas las marcas que se animan a lanzarlos al mercado. Algunos de los más conocidos son los de Taurus, Braun, Babyliss y Remington.

Funcionan con pilas que se introducen en el mango. Las cerdas pueden ser metálicas o de plástico y están diseñadas específicamente para no dañar la cutícula del pelo. Su funcionamiento es sencillo, tan solo dispone de un botón de encendido/apagado. Con este sistema de cepillado se protege el cabello evitando que se rompan las puntas.

Como todo, este producto tiene sus pros y sus contras.

Entre sus ventajas se puede destacar lo fácil que es usarlo, simplemente hay que pulsar el botón de encender y cepillar el cabello con normalidad.

Después de utilizar el cepillo el cabello queda con un aspecto muy sano y bonito. Con un tacto suave, sedoso y sin encrespamiento.

Otro aspecto positivo es que se puede llevar a cualquier sitio y se puede utilizar en cualquier momento como si de un cepillo normal se tratase.

Pero también tiene algunas desventajas. Una de ellas es que no están indicados para personas con el cabello rizado, sino para los que tienen el cabello ondulado o liso, porque estos cepillos no son para alisar. Hay que aclarar que no son sustitutivos de las planchas ni de los secadores.

Otra desventaja es que al quitar tanto el encrespamiento y dejar el cabello tan suave puede dejarlo un poco lacio y con poco volumen. Además utilizar este cepillo con frecuencia puede hacer que el cabello se engrase más rápido.

Estos cepillos no se pueden utilizar con el pelo mojado, el cabello tiene que estar seco y desenredado.

Además hay que dejar claro que no restauran el cabello en su totalidad, sino que su mejora es momentánea, el efecto solo dura unas horas.

En conclusión, la mayoría de los usuarios corroboran la eficacia de estos cepillos. Aunque a las personas con cabello muy rizado les ha decepcionado.

Mi experiencia con los cepillos iónicos es que a mí me han resultado eficaces porque tengo el cabello liso pero bastante castigado lo que hace que se me encrespe. El cepillo me reduce el encrespamiento y me lo deja más suave sobre todo en las puntas. A personas con este tipo de cabello si se los aconsejo pero a personas con pelo rizado o muy lacio no se lo aconsejo porque en los cabellos rizados no son muy eficaces y no se aprecian mucho los resultados. Y en cabellos lacios los deja excesivamente lacios y se engrasan más fácilmente.

 

Articulo escrito por Virginia Arbide